Diferencias entre cepillo eléctrico y cepillo manual

Desde Doctor Toledo queremos contarte que cepillarse bien los dientes y emplear el hilo dental es la base para proteger la salud bucodental. Pero bastante gente se preguntan si es mucho más eficaz un cepillo eléctrico o un cepillo manual.

Ambos son excelentes dispositivos para remover la placa -el enemigo número entre los dientes y encías sanos-, aunque tienen peculiaridades sutilmente distintas.

En el presente artículo, observaremos los pros y los contras de los dos, a fin de que logres elegir al fin y al cabo si un cepillo eléctrico es preferible que uno normal.

Cepillo de dientes eléctrico: provecho

Las cerdas del cepillo eléctrico están diseñadas para realizar diversos movimientos, como la vibración, la oscilación y la pulsación, que hacen más fácil la eliminación completa de la placa de los dientes y las encías. Y son los movimientos de las cerdas los que dan los mayores provecho:

Mucho más eficiente para eliminar la placa

Una investigación ha demostrado que el cepillo eléctrico estimula la reducción de la placa y la gingivitis en comparación con el cepillo manual.

Tras 3 meses de uso, la placa se reduce en un 21% y la gingivitis en un 11%. Además de esto, los cepillos de dientes con cabezales oscilantes parecen marchar mejor que los que sólo tienen cerdas vibratorias.

Conveniente para las personas con movilidad limitada

Cuando te cepillas los dientes, tu cepillo eléctrico hace la mayoría del trabajo por ti. Por eso puede ser útil para quienes tienen adversidades para efectuar algunos movimientos, esto es, personas con inconvenientes como:

Temporizador incorporado

Por término medio, las personas que utilizan un cepillo de dientes manual se cepillan los dientes durante unos 46 segundos, lo que es demasiado poco para eliminar una gran parte de la placa.

Muchos cepillos de dientes eléctricos tienen un temporizador incorporado que le señala que se cepille a lo largo del tiempo suficiente para asegurarse de que su boca está bien limpia.

Para un cepillado acertado de los dientes se debe realizar un cepillado durante por lo menos 2 minutos, y para esas personas con inconvenientes de sangrado la duración puede ser mayor.

Mejora la concentración

Una investigación publicada en The Journal of Clinical Dentistry demostró que la gente están más concentradas en el momento en que usan un cepillo de dientes eléctrico. Esto optimización la experiencia del cepillado, lo que puede aumentar la calidad general de la limpieza de los dientes.

Encías seguras

Si se emplea con corrección, un cepillo de dientes eléctrico no dañará sus encías, sino que, por el contrario, favorecerá su salud general.

El masaje de las cerdas en las encías aumenta el flujo sanguíneo a los pilíferos, lo que contribuye mucho más oxígeno a los tejidos periodontales.

Cepillo de dientes eléctrico: desventajas

No es ningún misterio que los cepillos de dientes eléctricos son más costosos que los manuales, puesto que su precio fluctúa entre los 15 y los 250 euros por cepillo. Los cabezales de recambio se venden en packs de 3, 4, 6 o 12, con un coste que oscila entre los 9 y los 25 euros.

Otra desventaja es que no al mundo entero le agrada la sensación de vibración en la boca. Sin embargo, la mayor parte de la multitud se habitúa a la novedosa herramienta tras un breve periodo de adaptación.

Cepillo de dientes manual: beneficios

Los cepillos de dientes manuales -aunque no son de tan alta tecnología como los eléctricos- prosiguen siendo una herramienta decente para adecentar los dientes y prevenir la gingivitis.

Sus provecho primordiales son:

  • El cepillo manual es muy barato: su coste fluctúa entre 1 y 3 euros.
  • No requiere pilas ni estaciones de carga como un cepillo de dientes eléctrico.

Cepillo de dientes manual: desventajas

Una investigación ha confirmado que las personas tienden a cepillarse con mucha fuerza con un cepillo manual, lo que puede dañar los dientes y las encías.

Asimismo es más laborioso: para adecentar apropiadamente, hay que regentar con precisión las cerdas contra la área de los dientes, para lograr llegar a las grietas más bien difíciles.

Por último, no te deja saber si te andas cepillando el suficiente tiempo, en tanto que no tiene un temporizador incluido. Por tal razón, se puede emplear un temporizador de cocina para cronometrar el tiempo de cepillado.

Entonces… ¿Qué cepillo de dientes escoger?

Como vimos, las dos resoluciones tienen sus virtudes y también inconvenientes. Sin embargo, el cepillo eléctrico limpia mejor que el manual, pero solo si lo tiene: cabezales redondos, oscilantes y giratorios, y un fuerte motor.

Estas 2 especificaciones le dejan ejercer una presión firme sobre los dientes y lograr que las cerdas del cabezal del cepillo masajeen la línea de las encías. Esta maniobra garantiza un mejor flujo de oxígeno a la encía y preserva su tono.

Hay decenas y decenas de modelos que se adaptan a todas las necesidades, con costos que van desde unas decenas y decenas de euros para los modelos menos tecnológicos que utilizan baterías tirables, hasta cientos de euros para los modelos recargables y conectados con diversas funcionalidades. Lo único que debemos hacer es saber cuál es el mucho más adecuado para nosotros.

Pero si estás contento con tu cepillo manual y tu dentista te confirma que tus dientes y encías están en perfectas condiciones, no hay razón para cambiar.

Contacta con nosotros si tienes cualquier duda, en Doctor Toledo disponemos de los mejores especialistas que te asesorarán en el acertado cepillado de tus dientes, contribuyendo siempre y en todo momento a la optimización de tu salud bucodental. Llama y también infórmate.

Deja un comentario

You cannot copy content of this page